Descubre los beneficios y el por qué deberías congelar el áloe vera o sábila…BUENÍSIMO!!!

Se que seguro has escuchado hablar bastante de los usos medicinales que se le puede dar a la áloe vera (sabila), pero en esta ocasión te voy a mostrar una forma muy peculiar y eficaz de usar esta poderosa planta.

Para nadie es un secreto que no es muy fácil el uso de el áloe vera, esto porque su pulpa es bastante gelatinosa, por lo tanto es común que cuando intentemos cortarla se nos escurra de las manos. pero con un poco de paciencia y practica podrás llevarte bien con esta planta tan beneficiosa para la salud.

En este articulo te quiero mostrar como debes congelar el áloe vera y para que te va ha servir esto en tus problemas de salud.

Porque debo congelar el áloe vera?

Las propiedades de la hoja de áloe vera son más efectivas cuando se utiliza en su estado fresco, es decir, recién extraído. Pero en la mayoría de los casos siempre quedan pedazos de esta planta que no valen la pena desperdicia.

Pero el problema esta que ya esa planta que te ha sobrado no es buena idea dejarla al aire libre porque los rayos del sol y el polvo contaminado hacen que pierda sus propiedades medicinales.

En este sentido, la técnica de congelación desempeña un papel esencial, pues la temperatura a la que se almacena permite conservar casi en perfecto estado la planta sin alterar su estructura.

Proceso para congelar el áloe vera

¿Qué necesito?

-Una penca grande de áloe vera
-Una cubitera de plástico
-Un cuchillo afilado
-Una cuchara

Preparación

Lo primero que haremos será coger una rama grande de nuestro áloe vera. Como ya sabes, existen distintas variedades de esta planta. Siempre valdrá la pena tener en casa una que se adecue a nuestras condiciones climáticas.

El momento adecuado para cortar sus ramas de sabila es en la primera floración.
Con ayuda de un cuchillo afilado y teniendo mucho cuidado retiraremos la piel exterior, Ahora con una cuchara iremos retirando la pulpa translúcida y colocándola en cada espacio de la cubitera de plastico. Al ser un gel o pasta muy manejable puedes ayudarte con los dedos para que encaje perfectamente en la cubitera.

Ahora, solo falta que lleves esta cubitera con áloe vera al congelador, donde se conservará de la forma más perfecta y práctica posible. después que ya este congelado podrás usarlo el día que lo necesites.

El áloe vera congelado es perfecto para curar quemaduras, ampollas, para tratar el acné, picaduras de insecto, raspones, cortadas, para curar las hemorroides, inflamaciones y es muy eficaz para hidratar la piel reseca.

Como acaban de ver los beneficio de el áloe vera son incansables, por esta razón le apoda la “Planta de primeros Auxilios”. Así que si desea potenciar su efecto se puede agregar algunas gotas de jugo de limón e incluso agregar vitamina E en los espacios del recipiente plástico.

Si te gusto esta información no olvides compartirla con tu familia y amigos, esto puede ser de mucha ayuda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *