UN MEDICO ME DIJO QUE USARA EL CLAVO DE OLOR Y LA CANELA DE ESTA FORMA Y ACABE CON 10 AÑOS DE DIABETES.

Con la cantidad de azúcar que tiene nuestra comida hoy en día, no es de extrañar que tantas personas sufren de altos niveles de azúcar en la sangre (hiperglucemia). Para reducir el consumo de azúcar, no sólo tienes que reducir los alimentos que la contienen, también hay que hacer un esfuerzo consciente para comer alimentos que te ayudarán a regular los niveles de azúcar en la sangre. Una forma fácil de hacerlo es añadiendo ingredientes específicos de tu ingesta diaria de agua.

Canela y clavo de olor para regular los niveles del azúcar en la sangre

Aunque no lo creas, la canela y clavo de olor ayudará a regular los niveles del azúcar en la sangre. Añadir estas especias al agua o hacer un delicioso té, puede ser el método para su consumo y conseguir tu propósito de controlar la diabetes.

Infusión de clavo de olor y canela para la diabetes

Ingredientes:

• Dos palos de canela

• Una cucharadita de clavo de olor.

• Un litro y medio de agua.

Preparación:

• En un envase coloque el agua.

• Coloca los palos de canela y los clavitos de olor.

• Llévalo a la nevera.

• Deja macerar el líquido con las especias por unos 5 días, para que segreguen sus nutrientes en el agua.

Modo de uso:

Toma 150 ml. en ayunas. Repetir la toma por 15 días, descansar por otros 15, y volver a repetir 15 días.

Es recomendable no preparar más que el líquido necesario para cuatro días como máximo para preservar la frescura del liquido.

Este tratamiento natural te ayudará a eliminar toxinas de tu cuerpo y mantener los niveles de glicemia óptimos. Durante la terapia, procura seguir una dieta balanceada y tomar abundante agua. Además, trata de comenzar una rutina de ejercicios aeróbicos, que aumentará la eficacia del tratamiento.

Si te gusto esta información no olvides compartirla con tu familia y amigos, esto puede ser de mucha ayuda.

Los remedios que encontrarás en esta pagina son para fines informativos y educativos. Nuestra pagina no es un sustituto de consejos médicos profesionales, diagnósticos o tratamientos. Consulta a tu médico o especialista antes de probar cualquiera de nuestros remedios.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *